El tiempo - Tutiempo.net
Jueves, 14 Mayo 2020 22:02

A puertas cerradas y con horarios reducidos, el protocolo para el comercio

El Municipio propuso a la Provincia que los negocios funcionen de 9 a 16, sin permitir el ingreso de clientes a los locales. Habrá actividades vetadas y se podrán cortar calles para que haya más espacio para los clientes.

El Municipio presentó ante el gobierno de la Provincia de Buenos Aires un estricto protocolo para que pueda volver a funcionar el comercio de proximidad.

 

Tras casi dos meses de parate para casi la totalidad de las actividades comerciales debido a la cuarentena para intentar mitigar la propagación del coronavirus, los pedidos para reabrir las puertas comenzaron a hacerse cada vez más fuertes.

 

Tras la decisión del gobernador Axel Kicillof de permitir que los negocios de proximidad no considerados esenciales tengan la chance de retornar a la actividades, siempre bajo estrictos protocolos sanitarios que eviten contagios de COVID-19, desde la Comuna de Pilar se elaboró un plan que ya fue remitido a La Plata, desde donde se espera el visto bueno final.

 

El modelo de reactivación elaborado en el distrito prevé que los locales de proximidad, es decir los ubicados en barrios y centros comerciales de las localidades, puedan funcionar, pero en horario reducido y a puertas cerradas.

 

“Nuestra propuesta es que los locales de todos los rubros, a excepción de algunas actividades que no pueden funcionar debido a que hay contacto estrecho, como peluquerías, centros de estética, gimnasios o venta de indumentaria, lo hagan de 9 a 16 horas”, señalaron fuentes del gobierno local a Pilar de Todos.

 

“El protocolo que hemos enviado prevé además que los negocios no podrán recibir a personas dentro de los locales, sino atender a puertas cerradas. Entendemos la necesidad del comercio de volver a funcionar, estamos trabajando en ese sentido escuchando el reclamo, pero el objetivo sigue siendo cuidar la salud de las personas y evitar contagios”, añadieron altas fuentes del Municipio.

 

Además de las peluquerías, centros de estética, gimnasios o venta de indumentaria, tampoco podrán abrir locales que se ubiquen dentro de shoppings o centros comerciales, y se podrá autorizar la modalidad “take away” o “para llevar” para el rubro gastronómico.

 

“Cuando hablamos de comercios de proximidad nos referimos a aquel al que pueden llegar las personas caminando desde sus casas. Todo lo que implique el aglomeramiento de gente, como los shoppings, o el uso del transporte, como el caso de locales ubicados en colectoras, no estarán permitido”, explicaron desde la Comuna.


Si bien en un primero momento se había analizado que algunas actividades funcionen en determinados días y el resto en otros, finalmente se apuntará a que todos los locales abran (excepto los antes mencionados) al mismo tiempo, aunque todo dependerá del aval final del gobierno provincial y el nacional.


A su vez, como se prevé que puedan generarse filas en las puertas de los locales, se podrán cortar calles de manera total o parcial, para que haya más espacio para los clientes y se respete el distanciamiento social.

Te puede interesar Economía

Estudio Castro
No Internet Connection