Miércoles, 31 Marzo 2021 20:33

Empresarios gastronómicos de Pilar en alerta ante posibles restricciones

Señalan que limitar nuevamente la actividad sería un “golpe mortal” a varios locales. “Está demostrado que en nuestro rubro  no está el problema, ya que cuando nos dejaron abrir los contagios no subieron y de hecho bajaron”, señalaron. Pedirán un encuentro con el gobierno local.

Empresarios gastronómicos de Pilar se mostraron en alerta ante posibles nuevas restricciones a aplicar por el gobierno provincial, para intentar frenar la segunda ola de coronavirus.

 

Desde provincia ya adelantaron que luego de Semana Santa se avanzarán en nuevas limitaciones, que apuntan a “sectores recreativos”, donde incluso se mencionó a la gastronomía.

 

El jefe de gabinete del gobierno bonaerense, Carlos Bianco, adelantó que se está trabajando para que, en caso de ser necesario, varias comunas del conurbano vuelvan a fase 3, o a una variante de esta adaptada, donde se limitan varios rubros.

 

En la fase 3, al menos según está establecido actualmente, los locales gastronómicos solo podrían abrir bajo la modalidad delivery o “take away”, y no permitir el ingreso de hasta el 30% de la capacidad, como se autoriza actualmente.

 

“Si retrocedemos, es un golpe mortal para varios locales. Ya aguantamos casi 9 meses el año pasado sin actividad. Ninguno de nosotros puede soportar volver a cerrar o limitarnos”, expuso el titular del restaurante Don Camilo, Gustavo Suárez, e integrante de la Cámara de Comercio de Del Viso.

 

“Los anuncios que se hicieron a principios de esta semana, restringir la actividad entre las 2 y las 6 de la mañana, no creemos que sirvan de mucho. Los casos van a seguir subiendo, pero no es culpa de nuestro rubro. De hecho, cuando nos dejaron abrir, en noviembre del año pasado, los casos no subieron, sino que incluso siguieron bajando varios meses. Y no tuvimos que cerrar locales por positivos”, añadió Suárez en diálogo con Pilar de Todos.

 

En ese contexto, el empresario adelantó que pedirán un encuentro con el gobierno local, del que también apuntan a que participe el gremio de Gastronómicos, para plantear las preocupaciones del sector.

 

“Nosotros no somos el problema. Cumplimos con todos los protocolos, como el uso del barbijo por parte de los empleados, la ventilación permanente, el aforo, la sanitización de los lugares. No queremos ser castigados otra vez. Esto tiene que ver con el comportamiento de la gente, las reuniones y encuentros sociales clandestinos o de familias en ámbitos privados”, insistió Suárez.

Te puede interesar Economía

Estudio Castro
No Internet Connection